Pasar al contenido principal

Lenguajes

Comunidades del golfo de Nicoya buscan explotar turismo para resolver pobreza y desempleo

Donar
Compartir: 
Ariana Crespo

Proteger los recursos marinos del golfo de Nicoya  y buscar alternativas económicas para la región son los dos objetivos de la recién formada Red comunitaria del golfo de Nicoya",  una estructura organizacional que coordina la fundación MarViva en conjunto con el Sistema Nacional de Guardacostas y el Sistema Nacional de Áreas de Conservación (SINAC).

Este viernes 8 de abril, representantes de  13 comunidades se reunieron en Quebrada Honda para conformar dicha red, que estaría integrada  por tres estructuras operativas: el concejo comunitario formado por representantes de las comunidades, el concejo temático formado por funcionarios  de instituciones,  y los concejos zonales que une a personas que están involucrados  en los ejes temáticos junto a representantes de las comunidades.


A través de estos tres concejos, la red tendrá una completa retroalimentación para buscar soluciones institucionales a los problemas.  

En la reunión,  donde estuvieron presentes unas 50 personas, se presentaron las problemática que tienen las comunidades vecinas al golfo de Nicoya.

Los problemas que más se destacan en estas comunidades son  la pobreza -que supera el 27% de la población-, el desempleo -que afecta al  25%  de la población-, en su mayoría jóvenes y mujeres, el mal servicio de transporte público y la pesca ilegal.

Viviana Gutiérrez de MarViva,  señaló que los problemas de pobreza  y afectación a los recursos marinos de la zona  no se van a resolver si las instituciones no se unen para trabajar de manera coordinada:

Ya es hora que las instituciones volteen a ver hacia el golfo, los problemas que tienen las comunidades del golfo solo se van a resolver si las instituciones le dan a esta zona la importancia que tiene. Hay instituciones como ICT y Procomer ( Promotora de Comercio Exterior) que tienen recursos para invertir en programas turísticos pero su mirada está puestas en otras zonas del país y el golfo de Nicoya tiene un potencial riquísimo sin explotar”, argumentó Gutiérrez

Rafael Ángel Umaña, pescador de Puerto Níspero dijo que por más de cuarenta años él y su familia han dependido de la pesca artesanal pero que en los últimos años la actividad ha decaído y  ya no alcanza ni para subsistir:

Por toda una vida mi familia y yo hemos dependido de la pesca pero desde hace unos 15 años  para acá las cosas se han venido complicando porque la producción en el mar ya no es la misma, y  para poder sostener a mi familia tengo que completar con otros  trabajos que salen de vez en cuando, comentó Umaña.   

Donaldo Moraga presidente de la asociación de desarrollo integral de Quebrada Honda, dijo que  la creación de la red es como un  clamor de muchas voces:

Me parece que al organizarnos vamos a ser escuchados por las instituciones públicas y lo mejor es que las comunidades del golfo ya nos conocemos y tenemos muchos problemas en común”, comentó Moraga.











 

Diseño y desarrollo web por Manatí